Nuestra Historia

YesImpact es una organización internacional sin fines de lucro dedicada a proporcionar educación, salud y desarrollo comunitario a los ciudadanos menos privilegiados en Haití. Esta organización se fue iniciado desde el 21 de agosto de 2015 por Jean Kedler Abelard, un ciudadano estadounidense nacido en Haití. Posteriormente, la organización fue acogida por(2)otros cofundadores Dieusibon Cidélus y Nahama Azard. Desde entonces, la organización ha trabajado incansablemente y dan la bienvenida a otros miembros activos. Dada la situación social y económica en Haití, las familiares se esfuerzan por satisfacer las necesidades mínimas de sus hijos. YesImpact quiere ser el portavoz de todas sus personas que sufren, también quiere que todos los niños tengan la oportunidad de asistir a la escuela para conquistar la esperanza de un futuro mejor. Cada anos numerosos de niños haitianos luchan por asistir a la escuela debido a la falta de medios económicos de sus padres. YesImpact está muy agradecido a sus donantes por ofrecer su apoyo para hacer una diferencia duradera en la vida de los niños. Para ser honesto, la organización no puede lograr sus objetivos sin el apoyo de sus patrocinadores comprometidos. Estamos muy agradecidos de que una iglesia local (Eglise de Dieu la Trinité de Terre-Gaman) en Haití nos permita utilizar su sala de repuesto para nuestra primera clase, pero hemos ampliado el espacio para poder aceptar a nuestros alumnos porque estamos creciendo cada año. Sin embargo, también queremos construir una escuela permanente adecuada con más recursos y materiales para satisfacer las necesidades de los alumnos y de los profesores. El Dr. Pierre Pierrot, miembro de la Junta, dirige nuestras iniciativas de salud. También proporciona servicios de salud a nuestros alumnos y a nuestro personal. Ahora la organización busca expandir este programa a través de clínicas móviles en los 10 departamentos del país. Para nuestra sección de salud, nuestro ultimo objetivo es construir un hospital capaz de proveer cuidado de salud en todos los niveles y funcionando 24/7. Al final, la idea de este proyecto surgió de Kedler, quien, gracias a los misioneros de Double Harvest, tuvo la oportunidad de hacer sus estudios clásicos en una escuela de calidad en la zona rural de Croix-des-Bouquets. Sin embargo, su inteligencia y sabiduría le permitieron beneficiarse de la ayuda y generosidad de algunos amigos americanos, lo que le facilitó iniciar sus estudios universitarios en los Estados Unidos. No obstante, Kedler nunca renunció a su origen, visitó Haití varias veces. Atraído por el problema de los niños indigentes, en agosto de 2015 decidió hacer algo para ayudar al país creando una organización que pudiera ayudar a los niños y las familias en Haití. Desde entonces, ha trabajado duro para hacer realidad este sueño. Nuestro objetivo es educar y enriquecer la cultura de la humanidad.